Madero, “linchado por la prensa” y víctima de milicia y oligarcas: AMLO

0
56

En una ceremonia por el Día de la Bandera y los 200 años del Plan de Iguala, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que tras el asesinato de Francisco I. Madero, provocado por su distanciamiento del pueblo y rodearse de militares, oligarcas y caciques, echó raíces el pensamiento conservador en México y no ha dejado de existir.

Desde el cerro del Tehuehue, en Guerrero, aseveró que Madero actuó incongruentemente frente al asesinato de Salustio Carrasco Núñez, a manos del general Ambrosio Figueroa, quien en una carta confesó el crimen al llamado apóstol de la democracia.

Sin embargo, pidió considerar que Madero vivía asediado y sometido a fuertes presiones por la prensa porfirista que había dejado de recibir dinero del gobierno tras la caída de la dictadura y mantenía en su contra una permanente campaña de linchamiento.

“Debe tomarse en cuenta que vivía asediado. La prensa porfirista, que dejó de recibir dinero del gobierno tras la caída de la dictadura, mantenía en su contra una campaña de linchamiento político, pero sobre todo se había distanciado de los campesinos y del pueblo raso, estaba solo, dependiendo de militares, oligarcas y caciques que, poco o nada, ayudaban a la causa de la Revolución y que terminaron asesinándolo”, destacó.

Agregó que quizá Madero no hubiese querido contar con los servicios de personajes como Ambrosio Figueroa o de Victoriano Huerta, pero a escala nacional no tenía opción “en el terreno militar, tenía muy pocos hombres, como el general Felipe Ángeles. Y en el político predominaban los oportunistas”.

Enseguida se refirió al caso de los 43 de Ayotzinapa, del que dijo es “una espina que tenemos clavada en el alma” porque pese a que hay 82 detenidos no se ha podido romper el pacto de silencio entre los involucrados en el crimen.

Aseguró que su gobierno no se cansará ni claudicará hasta conocer el paradero de los 43, por lo que hizo un llamado a la población a aportar cualquier información.

“Como representante del Estado Mexicano, vengo a Iguala a refrendar el compromiso de trabajar con la Fiscalía General de la República y el poder judicial para saldar la deuda que tenemos con las madres y padres de los jóvenes”, dijo.

Aseguró que con la desaparición de los 43 se mostró el rostro más siniestro del autoritarismo, evidenciando la complicidad del gobierno con la delincuencia organizada.

“No nos daremos por vencidos, al contrario, el hablar de este caso en esta fecha importantísima en la historia de nuestro país significa continuar llamando al pueblo para que informe lo que sepa sobre estos tristes hechos”, agregó.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here